Psicoimágenes, ¿Imágenes de otra realidad? | Mundo Parapsicológico

Mundo Parapsicológico

Búsqueda personalizada

Ediciones extranjeras: flag_usa_uk Mystery and Paranormal Magazine

Estás en la sección

Transcomunicación

Psicoimágenes, ¿Imágenes de otra realidad?

En muchas ocasiones investigadores de lo paranormal o del misterio dejan de lado a los “sensitivos”, su mente puede ser sugestionable, por lo que quizá todo lo que estas personas observen no sea “real”. Sin embargo, muchas veces, o aun cuando sea de forma ocasional, lo apuntado por los sensitivos acaba por plasmarse en los equipos electrónicos, los cuales no son en absoluto sugestionables como lo pueda ser la mente humana

Todos los investigadores de lo insólito buscamos lo mismo. Por descontado dejando a parte a los que se quieren ganar la vida con esto, sea verdad o mentira, inventando historias y cargando otras de morbo y sensacionalismo… Pero esto no es necesario, porque el fenómeno paranormal es real, se sucede, probablemente no con tanta asiduidad como algunos quisieran, pero se da.

1.jpg

¿Que pasaría si un día o una noche vemos una imagen en nuestro televisor que nos recordase a un ser fallecido? Posiblemente afirmar que una imagen paranormal en la pantalla de un televisor sea de procedencia de los difuntos es una afirmación excesiva, pero lo cierto es que investigadores de reconocido prestigio abordan y experimentan en un campo complicado de lo paranormal y dentro de la transcomunicación instrumental, la psicoimágen.

¿Qué es una psicoimágen? Pues “sencillamente” un rostro aparecido o que se forma en una pantalla de vídeo. Existen otras tantas variantes de psicoimágenes, pero en sus inicios, la técnica que más se difundió, fue la conocida como retroalimentación. Para su experimentación se conecta un televisor encendido y, sintonizado de forma que no capte emisora alguna, en la pantalla tan solo observaremos el “grano” clásico de un televisor sin sintonía. La salida de vídeo de este televisor o monitor se conecta directamente a la entrada de vídeo de una cámara, esta distanciada de la pantalla del televisor de sobre un metro o metro y medio, de tal manera que la cámara de vídeo graba directamente lo que ella misma está captando. Esto se conoce como la técnica de la retroalimentación, y la salida de vídeo de la cámara se conecta a otro monitor o se deja sin conexionado mientras se graba. La imagen que capta la videocámara parece como en movimiento y produce una especie de ondulaciones, pero a su vez parece una imagen semiestable.

2.jpg

3.jpg

Una vez hemos grabado se reproduce, y ocasionalmente se puede observar, como aparece algún rostro. Más allá de ser algo imaginativo, aparecen figuras que rápidamente nuestra mente identifica como rostros definidos. Un apunte importante es que para esta técnica se emplea un aporte energético luminoso, una simple luz enfocada a la parte de la pantalla del televisor o monitor sobre la cual estamos grabando. Esto es similar a la experimentación psicofónica con portadoras, en dicha experimentación creemos que determinados sonidos son base energética para la manifestación o modulación del fenómeno. En la psicoimágen sucedería lo mismo, se necesita un aporte energético para que se den estas manifestaciones.

La mayoría de las psicoimágenes acostumbran a ser rostros. Por internet y en otros medios aparecen otros tipos de “extrañas formaciones”, como paisajes, animales… y todo un conjunto de “cosas” que más bien parecen “otra cosas” que no una psicoimágenes.

En este tipo de investigaciones, en algunos casos, se han llegado a las conclusiones de que determinados rostros son identificados con personas fallecidas, aunque la psicoimágen por sí sola no basta. Para elaborar un buen estudio será necesario el dossier completo de la investigación. Las imágenes no son del todo claras, en unos casos más y en otros menos, pero siempre rostros humanos o lo que parece como humano.

Otras técnicas de psicoimágen son más sencillas, como la simple grabación en cualquier lugar y luego su correspondiente análisis, fotograma a fotograma, buscando formaciones de imágenes paranormales.

Algunos investigadores han creído hallar en la física cuántica y en los fractales la explicación a este fenómeno desconcertante. La teoría cuántica de mundos múltiples o paralelos, algo que para la física tradicional y años atrás parecía ser de ciencia ficción, pero un tema que ya se intenta descubrir con el LHC, el acelerador de partículas. Hoy en día sabemos que más allá de nuestras dimensiones existen otras tantas calculadas matemáticamente, incluso la vida y la muerte, desde un punto de vista cuántico podría entenderse como la espiral en movimiento de la evolución.

En realidad la psicoimágen que capta la cámara de vídeo no parece originarse cual emisión normal de frecuencia, es como si se formase sobre la pantalla del televisor, como si de una manifestación holográfica se tratase. En sus inicios algunos de los grandes investigadores de este campo apuntaban que los televisores en blanco y negro eran más idóneos para la captación de estas imágenes, hoy en día cada vez quedan menos de estos aparatos, y los que nos dedicamos a esta técnica guardamos los viejos televisores en B/N como si de una joya se tratase. Pero a día de hoy, otros tantos investigadores no están de acuerdo con esta teoría y emplean cualquier fuente de vídeo. Los resultados no son tan “interesantes” como los captados antaño, como por ejemplo los resultados de Don Alfonso Galeano, quien obtuvo  verdaderas imágenes inquietantes, algunas de ellas pueden encontrarse aun en internet.

Algunas de las preguntas más frecuentes en torno a la psicoimágen son:

¿Por qué siempre caras?

Hay quien dice que no, que en ocasiones han captado también cuerpos o parte de ellos. Sin embargo, si alguien se nos quisiera manifestar para que lo conociésemos, seguramente lo que más recordamos es el rostro. Con todo y con esto no es menos cierto que muchos de estos rostros no son identificados con personas y quedan en el anonimato. Tal vez lo que pretenda este fenómeno y otros análogos como la psicofonía por ejemplo, es tan solo dar un toque de atención. No estoy seguro de si nos quieren comunicar que hay vida más allá de la vida, pero lo que sí parece cierto es que parecen evidenciar otras realidades, otros mundo inteligentes.

¿Por qué no aparecen en movimiento?

Buena pregunta, pero lamentablemente no tengo respuesta. Bien es cierto que la mayoría de manifestaciones paranormales, bien sean mediante palabras, imágenes o lo que conocemos como fantasmas o espectros lo hacen por breve espacio de tiempo, al menos en la mayoría de las ocasiones. Tal vez la conexión entre estas supuestas realidades no sea tan sencilla, tal vez nuestra mente o determinadas condiciones que aun desconocemos sean las que propician o ayudan a estas manifestaciones para expresarse con más fuerza y por más tiempo.

En algunas ocasiones aparecen rostros que se muestran como a medio formarse, algunos de ellos no llegan a mostrarse totalmente como rostros reconocibles, con lo que intuyo que les llega a faltar algo para que acaben por formarse, tal vez energía de alguna clase.

¿Psicofonías y Psicoimágenes?

Algunos de nosotros estamos investigando en esta dirección, pero seguramente los dos fenómenos son de tipología y origen diferentes, por lo que aun cuando se logren inclusiones psicofónicas, estas necesariamente no tienen por que tener relación con una psicoimágen en el caso de que ambos fenómenos se den a la vez.

Lo mismo sucede con el fenómeno de la Ouija, posiblemente este aumente la probabilidad de captar registros psicofónicos, pero estos no necesariamente siempre han de tener relación con lo que se manifiesta en el tablero. No obstante, la psicofonía parece que es más sencilla de obtener que una psicoimágen.

¿Rostros muy claros e identificables?

Hay muchas “supuestas” psicoimágenes, sobre todo en internet, las cuales no digo que sean falsas, pero que desde luego para mí no son tenidas en cuenta, ya que podemos observar una excesiva claridad y un parecido extraordinario, muchas veces en la misma pose que en una fotografía. Pudiera ser que se manifiesten de esta manera para que sean más fáciles de reconocer. No obstante, siempre hay que tener en cuenta la reputación del investigador para que podamos tenerlas en cuenta o no.

¿Cuatro puntos más o menos ordenados, son una cara?

Cierto, para mí no, pero las ganas de obtener resultados hacen que algunos investigadores den por psicoimágen cualquier cosa. Por ejemplo, cuatro puntos que de forma más o menos ordenada parecen conformar una cara, dos puntos a modo de ojos, uno central a modo de nariz y uno en la parte de abajo que nos recuerda a una boca. Esto se conoce como paraeidolia, que no es más que una ilusión óptica en la que nuestro cerebro cree o quiere ver algo reconocible.

¿Por qué hay tan pocos investigadores en este campo?

Respuesta muy sencilla, por que requiere mucho esfuerzo, muchas horas de dedicación y los resultados son escasos. Muchos de los supuestos investigadores de hoy en día tan solo buscan resultados y misterio de la forma que sea, y es mucho más sencillo hacerse con una grabadora de sonido y ponerse a buscar registros psicofónicos, que pasarse horas frente a un televisor grabando con una cámara. No obstante, el fenómeno paranormal a menos que sea provocado no es tan habitual, y para provocarlo no estamos muy seguros de cómo hacerlo, con lo que el investigador serio, admitirá que pasa horas y horas sin resultados.

¿Lugares misteriosos pueden ayudar al fenómeno?

Como siempre una cosa es lo que creo y otra lo que puedo probar. En mí opinión, más que los lugares, que sí podrían ayudar, la llave del misterio o del fenómeno está en el experimentador, en su estado, por ejemplo emocional, o en las personas que participan en el experimento. Nuestra mente posiblemente sea la clave, como mínimo, de cómo se activa el fenómeno.

Tal vez estos rastros energéticos que creemos quedan impregnados en los lugares, también se manifiesten en forma de psicoimágen.

¿Qué equipo empleo?

Pues para tener los máximos datos, lo mejor es experimentar con las mayores variantes posibles. Con televisores de BN, en color, de pantalla, LCD, Led, cámaras de vídeo analógicas y digitales y como aportes energéticos diferentes fuentes de luz, ya sea en diversidad de colores o infrarrojos u otros tipos de luz. Cuantos mayores datos tengamos, mejor podremos teorizar sobre la psicoimágen.

 

Publicado por el día 31/10/2011 | 1 comentario

 



 

 





Último vídeo añadido

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

© 2001 - 2018 Mundo Parapsicológico. Todos los derechos reservados. Aviso legal. Privacidad. Contacto.