Entre los grandes misterios existentes, sin duda uno de los más apasionantes es el de los llamados círculos de la cosecha o “crop circles“. Estas formaciones, que se presentan con las plantas aplastadas en el sentido de las agujas del reloj o a la inversa (según los casos) y están caracterizadas por representar múltiples geometrías en los campos de cultivo, se dan cada año no sólo en el Reino Unido, que es donde más proliferan, sino también en países tan distantes como por ejemplo Estados Unidos

Nota aclaratoria: El presente artículo fue escrito originalmente por Victor Martínez García el 22 de marzo de 2005.

Antes de que se diese la gran “oleada” de círculos de la cosechas a partir de 1978, y sobre todo en la década de los ochenta, existieron otros casos y anécdotas del folklore muy anteriores. Estos son dos ejemplos de ello:

En el Reino Unido, concretamente en Hertfordshire, existe un panfleto de 1678 en el que aparece un dibujo que muestra a un diablo segando en un campo algo muy parecido a un círculo de las cosechas; lo que se ha dado en llamar “El diablo segador“.

Mucho más cercano en el tiempo, conviene recordar los sucesos acaecidos en la localidad australiana de Tully, donde el 19 de enero de 1966, un plantador de bananas llamado George Pedley que se hallaba conduciendo un tractor, se vio sorprendido hacia las 9 de la mañana por un intenso sonido similar a un silbido. Posteriormente, pudo observar un extraño objeto de unos 9 metros de diámetro (siempre según su testimonio) que se elevaba sobre la laguna Horsesshoe. El hombre inspeccionó el lugar pudiendo encontrar un círculo de unos 10 metros de diámetro en el que la hierba se encontraba aplastada en el sentido de las agujas del reloj. Posteriormente, otros vecinos del lugar encontraron otros cuatro círculos menores y prácticamente idénticos, excepto por la salvedad de que en uno de ellos la hierba se hallaba arremolinada al contrario de las agujas del reloj. Cabe destacar que algunas de las plantas se hallaban quemadas.

Los análisis realizados por la Universidad de Queensland descartaron la acción de radiación sobre aquellos círculos (más comúnmente llamados por entonces “nidos de platillos“).

Este suceso ocurrido en Australia es sólo el más famoso de los antecedentes de los “crop circles“, pero por supuesto no es el único. Existen multitud de casos similares sobre todo a comienzos de la década de los setenta.

La década de los ochenta

Aunque los informes sobre círculos en el Reino Unido comienzan a darse en 1978, es a partir de 1980 cuando llega todo un aluvión de casos que se dan en todos los puntos del Reino Unido. En numerosas ocasiones, la aparición de estos círculos, que curiosamente nadie ha visto cómo se forman, se ha producido después del paso de misteriosas luces, lo que ha dado pie a que muchos asocien este fenómeno con el de los OVNIs.

Así, y con toda una multitud de círculos que con el tiempo pasaron a ser formas geométricas complejas, investigadores como Colin Andrews se dedicaron a reunir los numerosos informes, a hacer mediciones en los círculos, a fotografiarlos, y en definitiva, a estudiarlos a fondo.

La Polémica

En septiembre de 1991, la aparición en la escena pública de dos ancianos, Doug Bower -67 años de edad- y David Chorley -62 años-, pareció dar un vuelco a las investigaciones. En concreto, los dos ancianos afirmaban que ellos eran los autores de los círculos de las cosechas aparecidos en el sur de Inglaterra, fraude que aseguraban haber estado perpetrando desde 1978 mediante el uso de unas cuerdas y unas tablas de madera.

Con estas declaraciones, a pesar de que Bower y Chorley nunca lograron crear círculos perfectos en sus demostraciones (como se verá más adelante sus círculos no presentaban las características de los “auténticos”), la comunidad negativista (aquella que se distingue por la negación sistemática y la omisión de pruebas) dio por cerrado el misterio de los “crop circles”.

Además, las acciones de estos dos ancianos obtuvieron como consecuencia todo un movimiento de creadores de círculos que dura hasta hoy día.

Las pruebas científicas

Cavidades de expulsión.

Por supuesto, los negativistas no sólo no tuvieron en cuenta los antecedentes de los círculos de 1978 y su aparición en diversos países del mundo a la hora de “solucionar” el misterio echando la culpa a Bower, Chorley, y sus imitadores, sino que actualmente también se tapan los ojos ante las evidencias científicas reunidas por equipos como el BLT Research Team.

A continuación se exponen los hallazgos de los diversos estudios y análisis científicos:

  • Las plantas de los círculos aparecen dobladas en ocasiones hasta casi 90 grados, sin hallarse partidas en ningún caso, algo que en los círculos “falsos” no ocurre, pues en éstos las fracturas de los tallos son numerosas.
  • Anormal elongación de los nódulos de los tallos, y existencia de unos agujeros que han sido denominados “cavidades de expulsión” causados por exposición a radiación. A esto hay que sumar otras anomalías, como el incremento de la tasa de crecimiento de las plantas afectadas.

Estos descubrimientos fueron hechos a comienzos de los 90 en base a muestras pertenecientes a 250 formaciones halladas en diversos países, comparadas con muestras de control. El estudio fue llevado cabo por el biofísico de la Universidad de Michigan William C. Levengood, quien expuso sus conclusiones en Physiologia Plantarum (revista internacional de la Sociedad Europea de Fisiología de Plantas) en 1994.

  • Existencia de hierro en el interior de las plantas que se había introducido en las mismas estando fundido (lo que era señal de una exposición a altas temperaturas), y que daba a éstas una tonalidad marrón.

Esta característica se determinó gracias a un trabajo elaborado por William C. Levengood y John A. Burke, y que fue publicado en 1995 en “The Journal of Scientific Exploration”.

  • Aumento del grado de cristalinidad de minerales de la tierra afectada.

El científico que logró este hallazgo fue el doctor Sampath S. Iyengar, minerálogo del Laboratorio de Tecnología de los Materiales (California), quien estudió diversas muestras (afectadas y de control) mediante el método de difracción de Rayos x. Su trabajo fue evaluado posteriormente por Robert C. Reynolds Jr., geólogo y presidente de la Sociedad de Minerales Arcillosos, quien dio el visto bueno al informe.

Este estudio data de 1999, y en él, además del descubrimiento relacionado con la cristalinidad de los minerales, también se pudo refrendar de nuevo la existencia de las cavidades de expulsión y la anormal elongación de los nódulos. Además, pudo relacionarse este incremento en los nódulos con el incremento en el grado de cristalinidad con más de un 99% de confianza. Las muestras de todos estos análisis provenían de una zona de Edmonton (Canadá) con siete formaciones.

Los diferentes informes científicos pueden ser consultados en la web del BLT Research Team (ver “Fuentes consultadas”).

Todos estos hallazgos constituyen pruebas irrefutables de la extrañeza de los “crop circles”, y ayudan a separar los auténticos círculos extraños de los fraudes perpetrados por personas con tablas y cuerdas. Porque evidentemente, y por mucha fantasía que exista en las mentes de los negativistas, los círculos fraudulentos nunca contarán con estas anomalías entre sus características.

Representación del diablo segador

Por tanto, ya sean obra de extraterrestres, un mensaje de Gaia hacia la humanidad o tengan cualquier otro origen (no es el objetivo de este artículo examinar las decenas de hipótesis existentes), lo que queda fuera de toda duda es el enorme misterio que los “crop circles” representan, y la necesidad de seguir con su estudio científico. Quién sabe si algún día se podrá llegar así a descubrir su origen.

Fuentes consultadas

Andrews, Colin & Delgado, Pat. “La Huella de otros mundos” (Ed. Tikal, 1994), Edwards, Frank. “Platillos volantes, aquí y ahora” (Ed. Plaza & Janés, 1975 -3ª edición- ), lée, Jacques. “Pasaporte a Magonia” (Ed. Plaza & Janés, 1976)

Páginas web:

http://www.luisprada.com/Protected/el_origen_de_los_circulos_de_cereales.htm

Web del BLT Research Team: http://www.bltresearch.com/

Actualización 03/03/2015. Contenido extra

Interesante hilo en el foro de Mundo Parapsicológico sobre los círculos de las cosechas.

5 comentarios en “Círculo de las cosechas, las pruebas científicas”

  1. Buen artículo. En cualquier caso,la cuestión no es la procedencia de los círculos, puesto que obviamente son de origen humano, sino quien y cómo los realizan, teniendo en cuenta las distancias geográficas, el tiempo, los efectos electromágneticos residuales etc… Es puro sentido común. Primero: si observamos los diseños, todos corresponden a creaciones conceptual e históricamente humanas, tratadas eso sí, con cierta elegancia estética y un buen dominio de la geometría y las matemáticas, lo que lleva a pensar que, quienes estén implicados, poseen cierto nivel cultural e intelectual… y bastante sentido del humor. Un ejemplo es la cara del alien sosteniendo un CD en código binario. Un finamente elaborado diseño digno de un buen cómic, además de que el supuesto mensaje que contiene dicho código es un puro disparate. (aqui hago el inciso de que ese tipo de bromas muestran cierta falta de respeto por los que creen en contactos, ovnis etc… por parte de quien lo esté realizando) Por otro lado, parece que el sistema que estén utilizando lo han ido perfeccionando con los años, con lo que desde los primeros círculos sencillos hasta hoy, cualquiera que sea ese sistema, ha mejorado notablemente. Además, es seguro que no es barato, por lo que las motivaciones últimas, me temo que impliquen algun tipo de "amortización" económica del asunto, así que no sería sorprendente que en breve nos enteráramos de algo. Hay websites de clubs de gente que se dedica a realizar sus propios círculos, con mejor o peor resultado y ciertas ínfulas artísticas y/o mediáticas, donde incluyen además instrucciones precisas para realizarlos, videos etc… lo que de nuevo nos sitúa en las coordenadas de lo humanamente reconocible, y en parte divertido, si no fuera porque es diversión para algunos se pueda estar haciendo a expensas de gente cuyas creencias y esperanzas son a la postre, tan respetables como las de cualquiera de nosotros.

  2. Hay un crop circle que aparecio cerca del observatorio, es una cara tridimensional espectacular, no creo que viejillos o quien sea lo pudieran hacer en horas ya que en la noche no estaba y en la mañana si, ademas pegado al observatorio, cerca tambien un mensaje binario que desifrado contenia una respuesta a un mensaje enviado por radio al espacio en el proyecto que creo que era seti, no recuerdo bien, el caso es que era la respuesta que contenia datos de ubicacion,adn, estatura, etc de una civilizacion ET , no recuerdo bien la constelacion, un abrazo sincero.

    PD: Pueden investigar con confianza.

  3. Hola Fernando.

    En primer lugar, darte gracias por el elogio al artículo.

    Sobre tu pregunta, en la red por desgracia no he encontrado fotos de círculos aparecidos en España. Y sí que los hay, aunque en muy poca cantidad.

    Como ejemplo, los círculos aparecidos en junio de 2004 en Castellfollit del Boix (Cataluña)y de los que las revistas del misterio dieron buena cuenta (con fotos incluidas).
    Véase por ejemplo: AÑO/CERO nº 09-170 (página 8).

    Saludos Fernando.

    Víctor Martínez
    Delegado MP-Zaragoza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*